Como bien sabemos el botón, llegó a ser objeto de trueque para combatir la inflación, decayó al abandonar su finalidad ornamental para convertirse en un elemento funcional en la Inglaterra de 1750.

Como en otros casos, el botón generó supersticiones. Sin duda, herencia de la cultura popular y de los miles de años que tiene este elemento; que se puede encontrar en cualquier prenda de vestir en la actualidad:

  • Encontrar un botón blanco de cuatro agujeros da tan buena suerte como hallar un trébol de cuatro hojas.
  • No es bueno abrochar un número par de botones ni vestir una prenda en la que el total de botones sea divisible por dos.
Broches
  • Da pésima suerte dejar que alguien cosa un botón sobre la prenda puesta, a menos que se tenga un hilo en la boca mientras se realiza el cosido.
  • También da mal fario aprovecharlo en un ojal que no sea el suyo.
  • Da muy mala suerte también coserlo al revés.
Broches

Fuente: CuriosoSfera

¿Necesitas Ayuda?

¡Contáctanos!

Nosotros resolvemos tus dudas y te brindamos respuesta en menos de 24 hrs, déjanos tus datos y uno de nuestros asesores se pondrá en contacto contigo

IUSA IZTAPALAPA SA DE CV

Empresa 100% mexicana, enfocada en trabajar para ti y para tus prendas de desarrollo textil.